09/02/2019 - 11:16:03 - visitas: 826
Economía

Crisis por la quita de los subsidios nacionales al transporte público

Los heridos que deja el recorte del gasto

El recorte de subsidios de parte del Gobierno nacional en el transporte urbano para cumplir con la meta fiscal acordada con el FMI generó a lo largo y ancho del país un cimbronazo y en algunos casos una crisis abierta en este servicio público. Hay fuertes subas de los boletos, nuevos aportes en dinero de provincias y municipios, cambio de concesionarias, despidos y protestas de usuarios.

Según los datos oficiales, el año pasado, la Nación destinó 59.236 millones de pesos en subsidios al transporte en todo el país. Suponiendo una actualización austera, del 25 por ciento, para 2019, ese monto subiría a unos 75 mil millones de pesos. Sin embargo, la Nación prevé destinar este año 24 mil millones para la tarifa social y colectivos interdistritales (en donde tienen mucho peso las líneas que transitan entre la Ciudad de Buenos Aires y el Conurbano bonaerense). Además, se estableció un "Fondo Compensatorio" por 6500 millones de pesos para todo el país.

En Córdoba prestan servicio de transporte 46 empresas, entre urbanos e interurbanos. Con la caída de los subsidios nacionales, el esquema será subsidiado por la provincia en un 60 por ciento. Se discutirán nuevos aumentos en marzo y los empresarios piden un boleto de 28 pesos. En Mendoza, a principios de enero subió el boleto un 63 por ciento, de 11 a 18 pesos. En enero, Córdoba y Mendoza fueron los distritos que más dinero recibieron del fondo compensador que distribuye la Nación.

Pablo Jukic, secretario de Transporte de Santa Fe, señaló que "la provincia asumió la responsabilidad de cubrir el 50 por ciento de los subsidios, son 1500 millones de pesos (900 destinados al urbano y 600 al interurbano). El resto tiene que ser absorbido con tarifa por parte de los usuarios". En Rosario subió el boleto un 30 por ciento hasta 23,17 pesos y en Santa Fe capital un 50 por ciento hasta los 21,50 pesos.

El Gobierno eliminó el subsidio de 200 millones de pesos anuales para el servicio que Indalo Autobuses Neuquén presta a una tarifa de 21,50 pesos en ese ciudad. Atento a las próximas elecciones, el gobierno provincial adelantó que pondrá 100 millones de pesos este año, el municipio neuquino aportaría 50 millones y espera que Nación haga lo propio con otros 50 millones, pero todavía no hay respuesta. En Cipolletti, Río Negro, el boleto subirá de 22 a 27 pesos; la provincia desembolsaría 9 millones de pesos, otra parte la Nación y el municipio aportaría 6200 litros de combustibles mensuales a la concesionaria Pehuenche.

En Santiago del Estero, la concesionaria ERSA anunció su retiro. La medida afecta la fuente laboral de 400 personas, de las cuales se espera que sean reincorporados por otra empresa que se haga cargo del servicio. El mes pasado, el boleto aumentó de 10,35 a 19,50 pesos. En Tucumán, hoy hubo paro de la UTA como protesta porque la empresa Aetat pagó a los choferes el sueldo de manera desdoblada y es inminente un fuerte aumento del boleto. En Jujuy, el boleto pasó a valer 17,12 pesos. En Corrientes, el boleto subió de 11 a 19 pesos y en varias ciudades de Misiones hubo fuertes protestas contra los incrementos del boleto, que llegó a los 20 pesos en Posadas.

El boleto medio de los colectivos porteños subió a 16,50/17,50 pesos y este mes tendrá un nuevo avance de 1,50 peso. En la provincia de Buenos Aires, el impacto de la quita de subsidios sería de unos 20 mil millones de pesos. El gobierno bonaerense de María Eugenia Vidal se haría cargo del subsidio para interurbanas, pero a las líneas comunales se les congelaría el subsidio de 2018. Por ejemplo, en Mar del Plata, el boleto sube de 13,55 a 18,90 pesos y en Bahía Blanca, de 18,95 a 25,25 pesos.

En Río Gallegos se está produciendo un cambio en la prestadora y la firma Maxia se haría cargo del servicio en lugar de Montecristo SRL. El centro de la negociación de la nueva concesión es el valor del boleto, luego que desde el gobierno local plantearan que debería subir a 25 pesos desde los 19 pesos actuales. Maxia ya brinda el servicio en la ciudad de Caleta Olivia, en donde el boleto subió hasta los 21 pesos.

En Comodoro Rivadavia, el boleto del servicio que ofrece Transportes Patagonia SRL pasó de 22 a 23,50 pesos. El subsecretario de Transporte de Chubut, Gustavo Pichulef, explicó que el Gobierno nacional venía entregando a la provincia unos 30 millones de pesos al mes en concepto de subsidio al transporte urbano y que esa cifra ahora bajó a 4,1 millones. Una parte de la diferencia será aportada por las arcas provinciales, la otra por los usuarios. En Trelew, el boleto subiría hasta los 18 pesos a pedido de la empresa Transportes el 22 y con acuerdo del Municipio, que aportaría un subsidio de 3,7 millones de pesos mensuales junto a un monto provincial de 5 millones, mientras que el Gobierno nacional pondría 600 mil pesos.

En Ushuaia, el boleto está en 17 pesos y se está negociando una suba, al igual que en Río Grande, que tiene un pasaje de once pesos, uno de los más económicos de la región. El secretario general de la UTA provincial, Juan Carlos Cuenca, dijo que "sabemos que esta quita de subsidios va a impactar duramente y que si esto no se corrige, corren peligro los puestos de trabajo". El municipio de Santa Rosa declaró la emergencia del transporte y la empresa Autobuses Santa Fe redujo frecuencias del servicio. El boleto está 19,75 pesos y advierten que podría llegar a 30 pesos. En San Luis, la empresa prepara el terreno para una suba del boleto hasta los 25,80 pesos.

Fuente: Pagina 12

Comentarios de nuestros lectores

Dejanos el tuyo...

Al rellenar este formulario y enviarlo, estás acordando no publicar material abusivo, obsceno, vulgar, de odio, amenazante, orientado sexualmente, o ningún otro que de alguna forma viole leyes vigentes.
Para garantizar estas condiciones, tu comentario será revisado por el webmaster antes de ser publicado.