Dijo que tras dar a conocer sus intenciones políticas le hicieron una “jugada” para ensuciarlo en los medios y apuntó al entorno del gobernador en Concordia

Ostrosky dejó el gobierno provincial y en modo candidato cuestionó a “la política tradicional”

Tras su alejamiento del gobierno de Gustavo Bordet, el empresario concordiense ratificó su candidatura a intendente y dijo que le sorprendió la operación de prensa sobre su salida de la Casa de Entre Ríos. Cuestionamientos a la grieta y apuesta por el vecinalismo en Concordia. Dijo que tras dar a conocer sus intenciones políticas le hicieron una “jugada” donde lo ensuciaron mediáticamente y apuntó al entorno del gobernador en Concordia.

El ahora precandidato recordó que él había pautado con el gobernador su salida del cargo provincial con una renuncia con fecha el 30 de septiembre, “pero una semana antes me ensucian con una publicación en un medio digital de Paraná diciendo que me habían echado, cuando yo estaba en mi lugar de trabajo cumpliendo mi rol” relató.

A los pocos días, el gobierno provincial comunicó oficialmente su reemplazo en la Casa de Entre Ríos, notificación de la que también se enteró, según aseguró a este medio, por los medios de comunicación.

José Carlos Ostrosky dejó su cargo de funcionario provincial al frente de la Casa de Entre Ríos en Buenos Aires para lanzar su precandidatura a intendente en su ciudad de origen, Concordia.

A pesar de haber ejercido el funcionariado público desde las intendencias de Gustavo Bordet en Concordia y luego en la gobernación provincial, siempre de la mano del peronismo, a su primera apuesta por un cargo electivo la hará desde el vecinalismo, un espacio nuevo que busca construir con el aporte del sector privado y allegados que ya le manifestaron su adhesión.

Arriba Concordia, el nombre que Ostrosky eligió para su nueva identificación partidaria, pretende presentarse como espacio ajeno a la grieta y sus extremos y busca transitar la ahora no tan ancha avenida del medio.

Son tiempos de moderados, entiende el ahora precandidato, y buscará explotar ese perfil en la capital del peronismo. Un perfil que también codician quienes podrían ser sus adversarios en el peronismo: Alfredo Francolini y Ángel Giano.

Ostrosky decidió dar su primer paso político en la ciudad dejando atrás su pasado como representante del gobierno provincial para respaldarse en el terreno donde también se siente cómodo: el sector privado, desde donde saltó a la política durante la intendencia de Bordet.

Previamente a ser convocado por el gobernador, se dedicaba al sector gastronómico y turístico, donde aún conserva inversiones y actualmente gestiona uno de los hoteles más importantes en la codiciada zona termal de la ciudad.

Tras dejar el cargo público, ahora vive de rentas y de su actividad privada turística, dijo.

Sin referentes políticos “ni ideología“

“Busco ofrecer un espacio que no esté atado ni a ideologías ni a partidos políticos” dijo Ostrosky.

 Consultado sobre si se referencia con algún político o política de la actualidad nacional, o internacional, aseguró que no encuentra nadie aún que lo represente.

“Ni Alberto, ni Cristina, ni Massa , ni Macri, ni Milei. Ninguno de ellos representa lo que soy”, respondió.

Ostrosky sí hizo referencia, sin embargo, al vecinalismo que José Luis Walser lleva adelante en la ciudad de Colón, a pocos kilómetros de Concordia.

“Después de algún intento fallido, logró destronar más de treinta años de peronismo en Colón. Eso podemos lograr también acá” aseguró.

Aunque aún el Tribunal Electoral no confirmó la inscripción de Arriba Concordia, Ostrosky contó que ya está armando equipos técnicos y que prontamente tendrá un diagnóstico “y propuestas” para la ciudad.

Consultado sobre si, tras conocerse su candidatura, había tenido llamados de referentes del oficialismo o la oposición para intentar sumarlo a algún espacio partidario ya existente, dijo que nadie lo contactó aún. “Ni siquiera el gobernador, después de la jugada que me hicieron con mi salida de la Casa de Entre Ríos”, contó.

El ahora precandidato recordó que él había pautado con el gobernador su salida del cargo provincial con una renuncia con fecha el 30 de septiembre, “pero una semana antes me ensucian con una publicación en un medio digital de Paraná diciendo que me habían echado, cuando yo estaba en mi lugar de trabajo cumpliendo mi rol” relató.

A los pocos días, el gobierno provincial comunicó oficialmente su reemplazo en la Casa de Entre Ríos, notificación de la que también se enteró, según aseguró a este medio, por los medios de comunicación.

“Creo que no al gobernador, sino a su entorno cercano de Concordia, le molestó mucho mi lanzamiento y me mandaron a ensuciar” narró.

Sobre si volverá a ejercer algún cargo público en caso de no ser electo intendente, aseguró que no. “Es mi compromiso público, si no gano las elecciones me voy a mi casa y sigo trabajando de lo mío en el ámbito privado, como ahora”, prometió.

Fuente: tareafinanoticias.com/Radio Ciudadana