Públicidad
¿Cómo publicitar aqui?
Homicidio culposo o mala praxis

‘Mitre le pidió perdón al Juez, no a mis hijos’

Última actualización:
hace 15 días

La kinesióloga Maria Soledad Mitre está imputada por el ‘Homicidio Culposo” de Claudia Bertoldi en septiembre del 2020, mientras le realizaba una sesión de carboxiterapia en su consultorio estético, que consiste en la aplicación de inyecciones de gas carbónico por debajo de la piel para eliminar celulitis, estrías, etc. Una intervención para la que no está habilitada, siendo competencia únicamente de profesionales médicos, y de hecho, le inyectó el gas en la vena y terminó provocándole un paro de corazón.

Por ese delito el fiscal que investigó el caso, Martin Núñez, pidió 4 años de prisión efectiva y 10 de inhabilitación. Y este martes 14 de mayo, a las 8 de la mañana, el Juez de Garantías, Germán Dri, dará su veredicto.

«Mitre es totalmente responsable de que Claudia no esté más con nosotros» 

“Nosotros estamos confiados en que la van a declarar culpable. Con todas la pruebas que se presentaron en su contra, los testimonios de peritos y profesionales médicos, tiene que haber una condena”, sostuvo el esposo de la víctima, Guillermo White. Y agregó: “La muerte de Claudia ocurrió bajo su responsabilidad, por un tratamiento para el que no estaba habilitada, que hizo mal y ni siquiera tenía los recursos para actuar en una situación de emergencia como la que pasó. O sea, Mitre es totalmente responsable de que Claudia no esté más con nosotros”.

En cuanto a la posibilidad de que el Juez de Garantías tome en cuenta los atenuantes de la condena y resuelva no enviar a la kinesióloga a prisión, White reparó: “La verdad es que si va a la cárcel o no, a mi me da igual. Claudia no va a volver y eso no va cambiar, pero lo que sí espero de verdad es que la declaren culpable. Hubo un traspaso de su función como kinesióloga – y ella como profesional lo tenía que saber – que no la habilita a inyectar ninguna sustancia en los pacientes, esa una tarea sólo de médicos y ese traspaso tuvo consecuencias enormes e irreparables para todos nosotros”, afirmó.

Claudia junto a su esposo Guillermo e hijos

Del mismo modo, respecto a si la inhabilitación del título y el cierre de la clínica estética que maneja la imputada junto a su esposo sería una condena aceptable para la familia, el esposo de Claudia consideró: “Yo creo que sí, creo que ese debería ser el puntapié inicial de una condena. Una inhabilitación por ocho, diez años que confirme su culpabilidad y tenga consecuencias. Si una persona realiza una práctica para la que no está habilitada, la hace mal, no tiene el consultorio preparado para una emergencia y hay una víctima fatal, mínimamente debería ser inhabilitada para seguir ejerciendo”, insistió.

“Yo espero que este juicio y toda esta lucha que hemos tenido en estos cuatro años sirvan de verdad para que algo cambie, ya sea para que haya más control por parte del Ministerio de Salud, por parte del Colegio de Kinesiólogos y de todos los organismos que tienen que controlar que esto no vuelva a ocurrir. Ninguna otra familia debería pasar por esto que, te aseguro, no se lo deseo a nadie. La muerte de Claudia no debe ser en vano, tiene que servir para que esto cambie de alguna forma”, reiteró White.

Finalmente, y ante la pregunta de qué le provocaron las palabras de Mitre en la última audiencia del juicio oral y en la que pidió disculpas llorando, White subrayó: “A mi no me sirvieron ni provocaron nada sus palabras. Desde el principio dije que mi gran dolor es que en estos casi cuatro años ni ella ni su esposo se dignaron jamás a pedirnos disculpas ni les dieron condolencias a mis hijos. Ni siquiera un llamado o a través de terceros, nada. Para mi fue como insulto lo que dijo en la sala porque lo hizo como estrategia y aconsejada por su abogado para que le reduzcan la pena. Esperó hasta último momento y pidió disculpas llorando y mirando al juez, pero nunca a mis hijos”, concluyó.

Volver a la portada
Compartir
  • Lo que dice a lo último define al 100% qué clase de miserables son estas ratas. En todo este tiempo, o incluso hoy, ¿No pudo mirarlos a los ojos y mostrarse arrepentida? No sé si será el marido o qué, pero en ese consultorio siempre va y viendo un «trabajador de la salud» (de ambo azul) que anda en un Toyota Corolla y siempre está a punto de atropellar a alguien, porque viene muy rápido o viene mirando el celular. Vivo a la vuelta y no soy el único que sabe de esto.

  • Es una verguenza como NO CONTROLAN todos los locales donde hacen tratamientos para todo el cuerpo, depilacion definitiva. Le dan un certificado y con eso hacen cualquier cosa y no son profesionales de ningun tipo, memos medicos

  • ni siquiera pidio perdon a sus víctimas, eso la pinta de cuerpo entero JUSTICIA PARA LOS DEUDOS DE CLAUDIA

  • Por el bien de toda la sociedad, que se haga Justicia. Que no jueguen mas con nuestra salud a cambio de la ambición de ganar plata.
    Que sea un llamado de atención para que la salud vuelva a ser considerada por fuera de los negocios, por fuera del comercio.
    Para que sepan que la justicia ya no les tiene miedo a las corporación medico empresariales.
    Justicia por Claudia. Por la familia de Claudia.
    Por Claudia que aun siendo víctima será una luz en defensa de la salud de los ciudadanos.

¡Quiero publicitar en Diario Junio!
Cerrar anuncio
Escribe aquí abajo lo que desees buscar
luego presiona el botón "buscar"
O bien prueba
Buscar en el archivo

¿Qué es un newsletter?

Si te registras, te enviaremos noticias actualizadas todas las semanas. Recopilaremos y resumiremos las noticias más destacadas del momento para que no te pierdas nada importante.

Ingresá tu correo
para recibir los newsletters

¿Qué es un newsletter?
Bienvenido al archivo de Diario Junio

Ingresá tus datos para acceder al archivo